Acesse sua conta

Blog de Marketing Digital de Resultados

RD Station: Tudo o que você precisa saber sobre Marketing Digital e Vendas

6 tips para escribir introducciones de posts atrayentes

Algunos tips prácticos para ayudarte a producir una introducción atractiva, con capacidad para atrapar la atención del lector

“Pensamiento claro se convierte en escritura clara: uno no existe sin el otro”, ha dicho el escritor Willian Zinsser. De esa manera, si tienes claridad sobre todos los puntos que necesitas tratar en un artículo o post – y, aún mejor, organizado en ítems – basta con escribir el contenido que tienes en mente y  tu texto será un éxito, ¿no es así?

Sin embargo, no es tan sencillo. Puedes tener claro el contenido que vas a transmitir y, probablemente, puede que hayas pasado por el proceso de “llenar” cada ítem con un párrafo muy bien escrito, pero la dificultad generalmente está en cómo introducir el asunto. ¿Ya te ha ocurrido?

Entonces, sin saber cómo presentarle tu contenido de calidad al visitante de tu sitio o blog, todo el trabajo de levantamiento de información y redacción del contenido puede ser derrochado porque sencillamente no consigues hacerlo quedarse en la página.

La misión de esta publicación es ofrecer tips prácticos para ayudarte a producir una introducción atractiva, con capacidad para atrapar la atención del lector. Entonces, comencemos:

1. Usa estadísticas para empezar

Una buena manera de captar la atención del lector y transmitirle credibilidad es empezar el texto con estadísticas relacionadas al tema. Ese recurso solo, muy utilizado en el periodismo, asegura una buena dosis de información al lector. Asegúrate que esa información sea de investigaciones y fuentes fiables.

9 de cada 10 personas chequean sus emails todos los días. Ese dato demuestra que…

2. Haz una pregunta

Al introducir el artículo con una pregunta provocas al lector a ponerse en la situación sugerida. Eso crea empatía y hace que se interese por el razonamiento que vendrá enseguida.

¿Sueles revisar tus emails a diario? Pues sabrás que ése es un hábito…

3. Utiliza analogías

Al empezar el texto con una analogía, que puede ser comparación, metáfora, o una parábola, por ejemplo, consigues, más allá de captar la atención, ser más didáctico en tu explicación. Ese recurso puede ser especialmente importante si tu contenido es esencialmente técnico.

Revisar diariamente los emails es un hábito tan común como cepillarse los dientes para la mayoría de las personas…

4. Cuenta un cuento

Cada vez más, el arte de saber contar bien una historia se reconoce como una herramienta atractiva para compartir conocimiento – verifica el éxito de storytelling actualmente entre las grandes empresas.

Empezar un texto de esa manera lo hace aún más eficaz. Si el asunto permite, habla sobre una experiencia personal tuya o cuenta la historia de algún conocido que permita que el lector visualice el mensaje relacionado al contenido que estás ofreciendo.

El año era 1994. La Internet todavía gateaba cuando abrí mi primer email. Yo, que solía intercambiar cartas a menudo con amigos y parientes que vivían en otros partes del país, cuando recibí por primera vez un mensaje,  que me dejó profundamente emocionada. Agrégale a eso el hecho de que se trataba de un correo electrónico de una amiga querida que estaba de intercambio en Australia. Hoy en día, recibir emails es tan común que…

5. Reproduce una cita

“La base de emails es uno de los activos de marketing más valiosos que una empresa puede tener.” Como muy bien afirma Ricardo Palma…

Usar una cita fuerte es una manera interesante de empezar. Mientras más conocido el autor, mejor.

Puedes, por ejemplo, usar un punto de vista interesante de alguna autoridad en tu área de actuación. Desde luego eso le traerá aún más credibilidad a tu material. Pero acuérdate de nombrar la fuente y desarrollar tu propia idea a partir de esa afirmación.

6. Escribe una frase controvertida o polémica

¿Quieres un modo fulminante para atrapar al lector desde el comienzo? Empieza con una frase controvertida. Niega lo que la mayoría de la gente ha dicho sobre el tema. Pero, obvio, tienes que ser capaz de sostener la teoría. Si, por un lado, puedes conseguir varios aficionados por la osadía de la afirmación, también puedes recibir varias críticas por ello.

Un buen ejemplo es:

El email no ha muerto. A diferencia de lo que la mayoría de la gente piensa…

La idea de este post es que las sugerencias sirvan más o menos como templates que se pueden adaptar y utilizar en cualquier contenido, de la misma manera que hemos hecho cuando enseñamos a escribir títulos de posts.


Como dijimos en cuanto a los títulos, también es posible mezclar diferentes opciones. ¿Qué tal volver al comienzo del post e identificar cuáles de esas opciones he utilizado en la apertura? ¿Qué opinas de los tips?

Marcadores:

Deixe seu comentário